Cómo ganar autoridad en internet

Empecemos por definir la palabra autoridad, o al menos el tipo de autoridad de la que vamos a hablar hoy, que nada tiene que ver con la facultad de gobernar a personas subordinadas. Absolutamente nada.

La definición formal sería algo así como…

… el prestigio y crédito que se reconoce en una persona o institución, en razón de su legitimidad, calidad o competencia en algún ámbito o materia específica.

Dicho de otra forma, se atribuye autoridad a alguien considerado especialista en una materia determinada.

Parece algo bastante lógico pensar que, para demostrar que alguien es especialista, serían necesarios títulos, reconocimiento certificado y experiencia contrastada.

Pero lo cierto es que, en internet, para bien o para mal, nadie nos va a pedir el CV.

¿Entonces?

Pues la verdad, la autoridad en internet se pude conseguir a pesar de no tener nada que la respalde. No obstante, si se construye sobre falsos cimientos, desparecerá igual de fácil.

El artículo de hoy no pretende ayudarte a construir una falsa autoridad en internet, sino a comunicar mejor y conseguir que tus clientes perciban de una forma más clara, que eres “el” o “la” profesional con la que deberían trabajar.

Si decides utilizar esta información para mentir, déjame decirte que no es una estrategia que se pueda mantener durante mucho tiempo, y que la persona a la que estarás engañando por encima de todas, serás tú.

Ética y responsabilidad a parte, veamos qué formas tienes para posicionarte en tu mercado y mejorar la forma en la que los demás te perciben.

SEO y SEM

Si hablamos de marketing digital, es inevitable mencionar el posicionamiento en buscadores, sobre todo en Google.

Te he hablado de SEO y SEM en otros artículos, en mi cuenta de Instagram (que puedes visitar aquí), en directos, en podcasts…

En fin. En diferentes lugares y momentos.

Pero ¿por qué son piezas clave en la construcción de tu autoridad en internet?

Sencillo. ¿Qué pasa si un potencial cliente busca “agencia inmobiliaria en…” o “home staging en…” y tu nombre nunca aparece en el listado?

Lo plantearé de otra forma…

¿No sería genial que cada vez que alguien escribiera en Google “mejores inmobiliarias en…”, “contratar home stager en…” o “como vender un piso en…”, tu sitio web apareciera entre los primeros resultados?

Tus potenciales clientes confían en esos resultados. Los consideran los más relevantes.

Salir el primero en Google empieza a ser como salir en la tele.

Mi padre siempre decía, “si sale en la tele, es que debe ser verdad” (Ahora ya no se cree nada. Ni la tele ni internet 😂).

Con SEO apareces, sin pagar de forma recurrente. Con SEM pagas, pero consigues estar ahí cada vez que el cliente busca lo que tú sabes que buscan tus potenciales clientes.

Con ambas técnicas consigues ser visible, que es el primer paso para ser relevante y empezar a construir tu autoridad en internet.

Testimonios

No es ningún secreto que lo que una empresa, pequeño negocio o profesional diga sobre sí mismo, sobre sus capacidades y sus logros, queda en un segundo (o quinto) plano comparado con lo que un cliente opine de forma pública, sea verdad o no.

Los testimonios, siempre que se perciban como reales, generan confianza, y son imprescindibles hoy en día para lograr una presencia sólida en internet.

Pero también son un elemento clave cuando estamos construyendo nuestra autoridad.

¿Sirve cualquier testimonio para esto último?

Si decíamos al principio que autoridad es sinónimo de prestigio y crédito en un ámbito específico, vamos a necesitar el apoyo de personas que ya gocen de esa autoridad.

En el sector inmobiliario, podemos jugar la carta de las colaboraciones.

Como agencia, seguramente trabajas con Home Stagers, Fotógrafos, Financieros…

Ellos tienen su propia autoridad y no sería mala idea pedirles ayuda para construir la tuya.

Otra idea.

Presta especial atención a aquellas personas que tengan “peso” en la comunidad en la que trabajas y piensa en formas de ser relevante para ellos.

Por ejemplo, dueños de negocios en tu zona que ya disfruten de autoridad en lo suyo.

Recuerda, la autoridad se transmite.

Medios

Periódicos, radio, televisión, locales o nacionales, son fuentes de autoridad.

¡Pero ojo!

No se trata de pagar por una cuña en la radio o un anuncio en la página central de un periódico de tirada nacional.

La autoridad se genera cuando demostramos nuestra competencia aportando valor a los demás.

En vez de un anuncio, prueba a participar en algún programa de radio local u ofrécete para escribir en algún periódico o revista de la zona.

Un momento… Esos medios no son digitales ¿No estábamos hablando sobre autoridad en internet?

Tienes razón. Aquí tienes algunas ideas.

Comparte tu participación en medios a través de tu blog y tus redes sociales.

Otra idea.

Escribe en blogs relevantes para tus clientes. A eso lo llamamos Guest Posting.

Traducido (más o menos): crear contenido en webs que no son la tuya, pero que son importantes para tus clientes.

La clave está en que aparezcas como creador de esos contenidos.

Por último, una vez hayas aparecido en algunos medios, deja que se vean en tu sitio web.

¿Has visto? Hemos transformado tu presencia offline en online, en un momento.

Conclusión

Construir tu autoridad en internet no es muy diferente a hacerlo fuera de internet.

El primer paso es tener un buen servicio o producto. Esa es la base sólida sobre la que se construye todo.

En segundo lugar, hay que buscar espacios en los que captar la atención. Necesitamos visibilidad.

En tercer lugar, otros tienen que hablar de nosotros, a ser posible de forma natural, aunque lo más normal suele ser que lo hagan porque les ayudamos de alguna forma relevante.

En último lugar, documentar y compartir, sin vergüenza…

Dime ¿Te animas a poner la primera piedra en la construcción de tu autoridad?

Tardarás tiempo pero, si lo haces bien, conseguirás algo sólido que no se llevará ni el viento más violento.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.